viernes, 21 de diciembre de 2018

El Pueblo Feliz

Hola a todos:
      Hoy las protagonistas de esta entrada son unas muñequitas que yo coleccionaba cuando era pequeña y con las que pasaba horas jugando.

         Me costó mucho descubrir cómo se llamaban y de qué marca eran, pero gracias a San Google, asunto resuelto. Se trataba de unas muñequitas que se llamaban Mini BB, eran de plástico y cada una iba acompañada de un complemento de plástico duro tal como: balancines, columpio, triciclo, pupitres...
     También recordaba su precio ( 25 pesetas de los años 60/70) y hasta la imprenta-papelería donde las compraba: una que había en la calle Arimón en Sabadell, enfrente de una panadería que hacía una coca buenísima...pero esta es otra historia.
     A lo que iba, me sé muy bien el precio porque me las compraba yo con las perricas que iba ahorrando y llegué a tener un montón. El complemento que llevaban no era muy resistente y se rompía fácilmente, pero lo que me interesaba, sobre todo, eran las propias muñecas. 
    A estas alturas, uno se pregunta... para qué tantas y todas casi iguales ( solo cambiaba el color del pelo), pues - aparte de que eran muy majetas- con todas ellas y con unos muñequitos de goma, que eran también sacapuntas, fui formando un pequeño pueblecito ( El Pueblo Feliz). Yo hacía las casitas con cajas de galletas de Fontaneda y también los cochecitos o autobuses, los muebles... 

     Vaya, que el juego empezaba mucho antes de inventarme historietas para representar con los habitantes de mi pequeña comunidad: montar las casitas, reagrupar las pequeñas familias, pensar la historieta ( diálogos incluidos) ir improvisando su desarrollo y desenlace....
     No es de extrañar que el juego durara varias horas. 
      Lo montaba sobre la mesa del comedor. Normalmente empezaba a jugar después de comer y muchas veces se hacía la hora de poner la mesa para cenar y había que interrumpir la historieta para recoger. Aunque, según fuera esta, podía continuar al día siguiente, como las telenovelas.
    Pues bien, como os decía al principio, por fin logré encontrar en todocolección esas muñequitas y completar mi colección con alguna de ellas, puesto que las mías acabé regalándolas hace años. 
   Por si esto fuera poco, últimamente, he descubierto las serie de Sylvanian Families y me ha recordado muchísimo a mi Pueblo Feliz. En esencia, es el mismo juego, solo que aquí las casitas, vehículos, muebles... ya están hechos y son una preciosidad. En el mío, era todo más "casero" y...yo diría más "simbólico": donde no llegaba mi perfección como atrezzista, llegaba mi imaginación ( tal cosa "hace ver" que es esta otra, esto "representa"que es esto otro....).

    
      También recuerdo que mis historias tenían banda sonora y hasta una música de cabecera propia creada de propio y que iba tarareando mientras montaba todo. La recuerdo perfectamente.
    Me resisto, pero quizá algún día consiga alguna de las casitas de las Sylvanian Families... lo malo es que esto es como el rascar y me conozco.
     Perdonad este rollo, pero estoy tan contenta de haber recuperado este juego de mi infancia que ha sido todo un acontecimiento para mí, no solo por el juego en sí, sino por todos los recuerdos agradables que le han acompañado.
    Hasta otro ratico

miércoles, 24 de octubre de 2018

Chèri - Encuentro de bolillos de Caspe 2018

Hola a todos:
       El próximo día 11 de noviembre (domingo) se celebrará en Caspe (Zaragoza) el XIX Encuentro de Bolillos.
       Y este año también expondré una muñeca, en concreto una  Mary ¿ Por qué una Mary? Pues porque necesitaba una muñeca rubia con el pelo muy rizado para parecerse a la protagonista de la película Chèri (2009): Michelle Pfeiffer.
      No es la primera vez que intento reproducir este vestido, en especial, su pamela http://nancyenparticular.blogspot.com/2014/11/anos-veinte.html
        Sin embargo, en aquella ocasión me di cuenta de que no acababa de acertar con el vestido. Y el picado que elegí para el sombrero, tampoco era todo lo parecido al que yo quería, así que al final quedó como un vestido de los años 20.
     No obstante, el reto seguía esperando y finalmente di con el sombrero que buscaba y con la forma de hacer la falda y la casaca. Solo ocurrió que la tela de esta última no es exactamente  en los tonos del original, pero tampoco ha quedado mal del todo esta combinación.

 Este es el original :
      



En esta ocasión hay dos prendas hechas con bolillos, el sombrero y el cinturón. Espero que os guste y que os animéis a venir a ver nuestro Encuentro que es de los más importantes de Aragón , no solo por el número de asistentes ( unos 500), sino por la gran cantidad de vendedores y la calidad de los trabajos expuestos por mis compañeras.
   Hasta otro ratico

domingo, 23 de septiembre de 2018

MARIE ANTOINETTE - DOLLFIE

Hola a todos:
      Cuando me decidí a publicar un blog pensé que no podía, ni debía, centrarme exclusivamente en una muñeca, aunque fuera la protagonista de mi blog, como lo fue de mis juegos infantiles. De ahí que tenga varias entradas dedicadas a otras muñecas: Barriguitas, Cathie, Ellowyne... que conocí y que voy descubriendo poco a poco. Por lo tanto creo que elegí el nombre adecuado para el blog: Nancy en particular...al que podría añadirse la coletilla:... y muñecas, juguetes y aficiones en general.
     La entrada de hoy gira en torno a  una de las últimas muñecas que han llegado a mi colección y se la dedico a una gran persona y coleccionista de quien he aprendido muchísimo y seguro que seguiré aprendiendo.
     Se trata de una Dollfie, es una muñeca de resina y con infinitas posibilidades de posturas, colores de ojos, pelucas... Es muy alta ( unos 60 cm.) y con una cara muy expresiva. Me encanta.


No suelo ponerles nombres a las muñecas, pero en este caso no podía ser otro: Marie Antoinette.










      El vestido es maravilloso y muy bien hecho, no le falta detalle. 
Lo único que he tejido yo es el abanico que en su día fue para una muñeca tamaño Mariquita Pérez y que parece que lo hubiera hecho de propio para esta pequeña maravilla muñequil. ¿Premoniciones?

   
    Espero que os guste.
    Yo, por mi parte, estoy encantada, agradecida y orgullosa de tener entre mis amigos a personas tan majas. 
    Finalmente, no querría terminar sin un agradecimiento a mis "chicos", que soportan mi afición por las muñecas y a los que "embarco" en aventuras tales como las de montar unas endemoniadas vitrinas Detolf y jugar un rato al Tetris para ver cómo las metemos en el coche y en casa. Como decía Lope ...esto es amor, quien  lo probó lo sabe.
     Hasta otro ratico.

miércoles, 8 de agosto de 2018

ELLOWYNE-SATINE MOULIN ROUGE

Hola a todos:
     A veces buscas una tela muy concreta para un traje muy concreto y mientras esperas la llegada de las muestras que has encargado, te pones a mirar las que tienes... concretamente.
     Así pues, me aparece este satén rojo, pero rojo, rojo y como si estuviera jugando al Lince, me acuerdo de este vestido que aparece en la película Moulin Rouge, pero la versión más actual, con Nicole Kidman en el papel de Satine...y, nada, adjudicado.
    Este es el resultado





  ¿Por qué Ellowyne? Salta a la vista.  Lo único que me "falla" son los ojos, que tendrían que ser azules. Yo ahí lo dejo... a ver si alguien capta la indirecta, jajajaja ... no sé.... un aniversario, cumpleaños, santo, día de la madre....
    Es broma.
    Continuo con la entrada....
    Después de acabar el vestido, me acordé que en la película sale un maravilloso collar de diamantes. Busqué la foto y me puse manos a la obra con abalorios que tenía por casa. Una vez terminado saqué las fotos, pero me quedé con las ganas de hacer otro collar, esta vez en rojo y negro. Así que aquí está con los dos collares y con un peinado a tono con la época, plumas incluídas.





    



















             .... las tardes calurosas que dan para mucho.
       Hasta otro ratico

jueves, 2 de agosto de 2018

Ellowyne, tarde de verano

Hola a todos....
     Aquí... o no publicamos, o no paramos, jajajaja
     Os cuento, estoy preparando telas para nuevos proyectos cuando me encuentro con un trajecito que hice en mis años mozos y , después de unos cuantos arreglitos, pues este es el resultado.
    Esta vez le ha tocado a Ellowyne y le queda como un  guante.



    
  
    Con estos calores no podía faltar un abanico y un sombrerito con velo, que luego le salen pecas a mi pelirrojita. 
    Espero que os guste y...
    hasta otro ratico.
   

jueves, 19 de julio de 2018

MY FAIR LADY... IN BLUE

Hola  a todos:
    Las personas que vais siguiendo este blog ya conocéis mi afición por los trajes de época y por el vestuario de cine. Pues bien, también me gusta hacer "experimentos" de vez en cuando.
    Hoy os presento uno de ellos: el emblemático vestido que lució Audrey Hepburn en My fair lady, pero en tonos azules. 
    Como siempre, espero que os guste.


        Por cierto, el cuadro que se ve al fondo y cuyas tonalidades le van que ni pintadas al vestido, nunca mejor dicho, es de Feguars ("En el alda")
        Hasta otro ratico.

lunes, 2 de julio de 2018

LAS AMISTADES PELIGROSAS

Hola a todos:
       Ya hacía tiempo que no publicaba nada, pero finalmente puedo mostraros otro proyecto, esta vez para Ellowyne Wilde.
       Sucede pocas veces que coincidas con otra persona en señalar el mismo vestido como emblemático de una película. Y más tratándose de una que recibió en 1988 un Óscar al mejor vestuario ( además de otros dos  y siete nominaciones), por lo que se puede deducir que la coincidencia era difícil, ya que había mucho donde elegir.
     Pues bien, eso me sucedió hace unos meses con este vestido de Las amistades peligrosas. Película recomendable sin lugar a dudas y con un vestuario digno del premio recibido.
     Lo más gracioso de todo esto es la cantidad de "amistades peligrosas" que me han llevado hasta él. Desde la persona que me presentó a estas muñecas, hasta las que me me las han ido proporcionando y aconsejando en mil y una dudas. 
      Y así, de esta manera, llegamos a lo que hoy os enseño.








 Ahora bien, no lo he hecho sola, ha sido un proyecto de cooperación entre amigos: empezando por encontrar las telas adecuadas, buscando soluciones para adaptarnos al tamaño en el que estábamos trabajando, consiguiendo acercarnos hasta el mínimo detalle en los complementos: sombrero, peluca, cofia, chaqueta, zapatos, pendientes, bolso...


      Creo que con este resultado dan ganas  repetir la experiencia. Espero que compartáis mi opinión y disfrutéis con esta nueva entrada.
     Es lo que tiene dejarse llevar por las amistades... "peligrosas".
    
     Por cierto, descubrimos un "gazapo": fijaos que al principio de la escena (cuando baja del coche) lleva una cofia debajo del sombrero y luego, cuando se lo quita delante del espejo, ha desaparecido. Después de ver la escena tropecientas veces... no se te puede escapar nada.









Un fuerte abrazo y hasta otro ratico.